Eduardo Galeano - Ventana sobre la memoria (III)

Quien nombra, llama. Y alguien acude, sin cita previa, sin explicaciones, al lugar donde su nombre, dicho o pensado, lo está llamando.

 Cuando eso ocurre, uno tiene el derecho de creer que nadie se va del todo, mientras no muera la palabra que, llamando, llameando, lo trae.

Eduardo Galeano - Las palabras andantes.





Frase del cuento Ventana sobre la memoria III de Eduardo Galeano