PRECAUCIÓN:
El consumo de este producto produce adicción y desengaño...

Labels

By Radio Saudade. Con la tecnología de Blogger.

jueves, 6 de marzo de 2014

García Márquez

1928
Aracataca
 Se desata la persecución de los huelguistas heridos y escondidos. Como a conejos los cazan, tirando al bulto desde el tren en marcha; y en las estaciones pescan lo que la red atrapa. A ciento veinte capturan en Aracataca, en una sola noche. Los soldados despiertan al cura y le arrancan la llave del cementerio. En calzoncillos, temblando, el cura escucha las descargas.
 No lejos del cementerio, un niño berrea en la cuna.

 Pasarán los años y este niño revelará al mundo los secretos de la comarca que fue atacada por la peste del olvido y perdió el nombre de las cosas. Él descubrirá los pergaminos que cuentan que los obreros han sido fusilados en la plaza y que aquí la Mamá Grande es dueña de vidas y haciendas y de las aguas llovidas y por llover, y que entre lluvia y lluvia Remedios la Bella se va al cielo y en el aire se cruza con un ángel viejito y desplumado que viene cayendo rumbo al gallinero. 
Eduardo Galeano - Memoria del Fuego III. El siglo del viento.





7 Comentarios:

  1. Dos maestros tan queridos y admirados....tanto han metido en mi cabeza! gracias Eduardo Huges y Gabo!

    ResponderEliminar
  2. Su realismo mágico. Abrió mi imaginación.y lo adopte para mis lecturas.estupendo,



    ResponderEliminar
  3. Eduardo y Gabo dos grandes de nuestras letras sudamericanas comprometidos con su tiempo y raices

    ResponderEliminar
  4. Dos gigantes que con sus palabras llenas de magia tocan las fibras más íntimas de nuestro ser

    ResponderEliminar
  5. Gabo... acompaño mi vida desde la juventud temprana hasta la madurez. Lo de Galeano, lindisimo con gran recuerdo de Macondo. Pero Gabrie l. .. fue un compañero de un tramo extenso de mi vida. En el descubri la verdadera riqueza de nuestro idioma.
    Salud Gabo... nos vemos.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...